Florencia Di Maio, integrante del staff de Pezzati Viajes comparte con nosotros su experiencia veraneando en un lugar inigualable de nuestra Patagonia: San Carlos de Bariloche. ¡Seguí leyendo y enterate! 

Al sur de nuestro país, en la provincia de Río Negro, nos encontramos con San Carlos de Bariloche, conocida por sus famosos centros de ski y por ser la ciudad que recibe miles de egresados de la escuela secundaria durante todo el año.

Además, para aquellos que buscan paquetes a Bariloche, la ciudad no sólo cuenta con una amplia oferta de alojamiento, actividades y lugares naturales durante el invierno sino también  durante todo el resto del año.

Verano en el Sur Argentino: experiencia única

Nunca había elegido el sur en verano, por lo que mis expectativas eran varias. Viajé en el mes de febrero y, sin dudas, es una experiencia que repetiría.

Bariloche ofrece miles de oportunidades para realizar actividades en esta época del año, y la práctica de kayak en el Lago Nahuel Huapi es excepcional. 

A sólo ocho kilómetros del centro de la ciudad se encuentra el balneario “Playa Bonita”, parador famoso para los habitantes de esta ciudad. Allí se puede pasar el día al sol, bañarse en el lago y hasta realizar deportes acuáticos.

playa bonita bariloche 1

Paseando en kayak por el Nahuel Huapi

Era un martes de febrero de mucho calor. Con una amiga salimos a caminar por la Av. Bustillo en dirección oeste, hasta el kilómetro ocho donde se encuentra la ya mencionada “Playa Bonita”.

Con el equipo de mate a cuestas, habíamos planeado pasar un día de descanso, de sol y de playa. Sin embargo, tuvimos la suerte de encontrarnos con un conocido que estaba con su kayak, quién nos lo ofreció, así como también los elementos de seguridad necesarios y, sin pensarlo, aceptamos.

Empujamos el kayak hacia el lago y nos adentramos en esta nueva aventura. Estuvimos remando aproximadamente una hora. A veces costaba más y hasta creímos que no íbamos a llegar. ¿A dónde? A la Isla Huemul, que se encuentra frente a la playa.

Durante el trayecto hubo momentos de cansancio debido a la misma actividad, y también de calor, pero el agua del lago nos refrescaba constantemente.

Al llegar a la isla, decidimos bajar a descansar. Para ello atamos el kayak y subimos a disfrutar de unos ricos mates, con la impecable vista a la ciudad y el inmenso lago con su penetrante color azul.

Luego de una hora retornamos a la ciudad. La vuelta fue menos costosa en cuanto a esfuerzo gracias a la dirección de las aguas, por lo que en menos de 40 minutos ya estábamos en tierra.

Hacer kayak en el Nahuel Huapi es una experiencia sumamente recomendable, no sólo por la actividad en sí, sino también por el reconocimiento de la naturaleza, sus intensos colores y perfumes, sus hermosos paisajes y la sensación de encontrarnos en tan inmenso Parque Nacional.

kayak nahuel huapi bariloche

playa bonita bariloche

 

Dejanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *